Turbulencia cambiaria a la vista

26 julio, 2015

JavierNEWSPor Javier Villegas Orpinela.- Para el gobernador del Banco de México, Agustín Carstens Carstens, el mundo está por ingresar en un periodo turbulento, asociado a las eventuales acciones de la Reserva Federal de Estados Unidos (Fed), aunque al final el peso mexicano podría verse favorecido.
No obstante, se asegura que el banco central mexicano se mantendrá atento y actuará en la llamada Comisión de Cambios si detecta “una dinámica perversa” que aumente la volatilidad del tipo de cambio.
Las declaraciones de Carstens ocurren después de que el Inegi informó que la inflación interanual en México anotó un nuevo mínimo histórico hasta la primera mitad de julio, pese a la fuerte depreciación del peso en las últimas semanas.
La moneda mexicana se depreciaba el jueves 23 de julio un 0.47 por ciento a 16.30 por dólar y acumula en lo que va del año un retroceso superior al 10 por ciento.
Las declaraciones del mandamás de Banxico pusieron nervioso a un sector de los inversionistas y empresarios mexicanos y por lo mismo el dólar amenazaba con cerrar la penúltima semana de julio en niveles por arriba del 16.50 pesos.
Para el secretario de Hacienda, Luis Videgaray, el mercado cambiario está funcionado bien y de una manera ordenada, pero se mantendrá el monitoreo diario.
El funcionario dice que debido a que la deuda externa en 78 por ciento está contratada en pesos no representa un riesgo, ya que está diversificada. El resto de la deuda esta contratada en otras monedas así que la depreciación del peso frente al dólar, no representa un riesgo para la actividad macroeconómica frente al endeudamiento público.
El jueves 23 de julio el dólar impuso su sexto récord del mes frente al peso al menudeo, al cerrar en 16.50 pesos, debido a una baja en los precios del crudo y cifras favorables en el sector laboral estadounidense.
La mejoría que reportan las estadísticas laborales en EU dejan ver que la recuperación sigue en el mercado del trabajo y esto fortalece la probabilidad que la Reserva Federal normalice su política monetaria este año, lo que atemoriza a los inversionistas.
En esta coyuntura de volatilidad cambiaria, el ex Secretario de Hacienda Ernesto Cordero aseguró que el proceso de depreciación del peso frente al dólar podría empeorar en los próximos meses.
Para Roberto Cabrera de la firma KPMG, la economía mexicana seguirá creciendo no obstante las turbulencias y el dólar cerrará el año debajo de los 16 pesos. Por lo pronto, los deudores en dólares cruzan los dedos para que así sea.
jvillegas@correorevista.com Twitter: @JvillegasJavier


Link corto: http://bit.ly/1D37nNS