Conflicto de intereses

Por Guadalupe Ruiz Durazo.-“Un conflicto de intereses es un conflicto entre el deber y los intereses privados de un empleado público, cuando el empleado tiene a título particular intereses que podrían influir indebidamente en la forma correcta del ejercicio de sus funciones y responsabilidades oficiales”.
Esta definición básica de la OCDE transmite tres elementos del concepto de manera sencilla. Un “conflicto de interés” existe cuando de hecho hay una inaceptable posibilidad de conflicto entre los intereses del funcionario como ciudadano (intereses privados) y su deber como servidor público.
Tanto en el sector público como en el sector privado los conflictos de interés son comunes, es inevitable que las personas se encuentren periódicamente con ellos en la toma de decisiones.
El profesor Antonio Argandoña (Argandoña, 2004), señala que el conflicto de interés se da en diversos tipos de situaciones, por ejemplo:
•Un funcionario forma parte de un tribunal de disciplina que juzga el comportamiento de un amigo (o enemigo) profesional.
•Un académico juzga profesionalmente artículos presentados en revistas científicas por amigos (o enemigos) profesionales.
•Un consultor aconseja ampliar el contenido y alcance de un encargo que ha recibido, lo que le reportará mayores ingresos.
•Un empleado desaconseja la introducción de nuevas tecnologías para cuyo manejo no está preparado.
•Un juez debe resolver un caso que afecta a la empresa propiedad de su hermano.
•Un funcionario tiene que decidir sobre un concurso (licitación) en el que participa un pariente.
“La mera percepción de que un conflicto de interés puede existir es suficiente para sea un tema de preocupación”. (Pope, 2000)
Algunos ejemplos citados por IFACCA sobre las dimensiones del conflicto de interés son los siguientes:
1.Tipo de ganancia.” Define la manera en que alguien puede ganar a través de un conflicto de interés. Un tipo de ganancia es obviamente la financiera, pero otros son igualmente relevantes: la posibilidad de ganar prestigio, ejercer el poder o avanzar en la carrera.”
2.Esfera de intereses. Un conflicto no solo ocurre donde la persona espera obtener una ganancia; puede ser que alguien asociado pueda ganar. Por ejemplo:
•Familia inmediata: esposa, hijos, hermanos, padres, otros miembros de la familia, compañeros personales/de vida, socios de negocios.
•Organizaciones asociadas: Organizaciones con las cuales la persona tenga una relación comercial, una participación financiera, ser parte del consejo de administración, o tener una persona relacionada en el consejo.
• También puede surgir cuando la persona enfrenta una decisión respecto de un adversario.
El conflicto de interés no es un acto de corrupción, en todo caso es previo y es un riesgo potencial de diversos tipos de corrupción como el uso abusivo de funciones, el tráfico de influencias, contratación indebida, etc.
Los conflictos de interés pueden ser reales, aparentes o potenciales. Para un funcionario un “aparente conflicto de interés” puede ser tan serio como tener un conflicto real, porque el potencial de duda surge sobre su integridad y la de su organización.
El desconocimiento sobre el tema y la práctica a normalizado los actos en los que el interés particular prevalece sobre el deber, por lo que trabajar en materia de conflicto de interés tanto en el sector público como en el privado resulta relevante.
Por razones de espacio no incluyo un caso que nos permita pensar un poco en una situación real, pero estas líneas podrían servir para reflexionar sobre el tema ¿No le parece?

Compartir