Contagios de Covid-19 se disparan en la India

El país reporta 145 mil nuevos casos diarios en una población de mil 300 millones de personas

Foto propiedad de La Vanguardia
Foto propiedad de La Vanguardia

Por Staff/CORREO.- Cuando el coronavirus golpeó a India por primera vez el año pasado, el país impuso uno de los confinamientos nacionales más estrictos del mundo. La advertencia era clara: una propagación rápida en una población de mil 300 millones sería devastadora.

Aunque dañino y, en última instancia , defectuoso, el confinamiento y otras medidas parecieron funcionar. Los contagios disminuyeron y las muertes se mantuvieron bajas. Los funcionarios y el público bajaron la guardia. Los expertos advirtieron infructuosamente que el enfoque fortuito del gobierno provocaría una crisis cuando apareciera una nueva ola.

India informó el sábado un récord diario de 145 mil 384 nuevas infecciones debido a que el Covid-19 se salió de control. Las muertes, aunque siguen siendo relativamente bajas, están aumentando. La vacunación, una tarea gigantesca en una nación tan poblada, está peligrosamente atrasada. Las camas de hospital se están agotando.

Algunas partes del país están reforzando los confinamientos. Los científicos se apresuran a rastrear nuevas versiones del virus, incluidas las variantes más peligrosas que se encuentran en Gran Bretaña y Sudáfrica, las cuales pueden estar acelerando la propagación. Pero las autoridades han declarado que el rastreo de contactos en algunos lugares es simplemente imposible.

La complacencia y los errores del Gobierno han ayudado a convertir a India de una aparente historia de éxito en uno de los lugares más afectados del mundo, dicen los expertos. Y los epidemiólogos advierten que el continuo fracaso en India tendría implicaciones globales.

Los políticos en la India, todavía afectados por el dolor del último cierre nacional, en su mayoría han evitado restricciones importantes e incluso han vuelto a realizar grandes concentraciones electorales, enviando mensajes contradictorios al público.

El lanzamiento de la vacuna en India se retrasó y estuvo plagado de contratiempos, a pesar del estatus del país como un importante fabricante farmacéutico.

La gran cantidad de infecciones durante la primera ola llevó a algunos a creer que lo peor había pasado.

VíaCORREO NOTICIAS NO. 146
Compartir